Niños pequeños y evitar la rivalidad con el nuevo hermanito

19/01/2023

La llegada de un hermanito pequeño a la familia suele ser motivo de alegría para todos, pero también una situación que puede presentar desafíos para los niños más grandes. Aprender a compartir los cuidados de los padres y aceptar al nuevo miembro de la familia son habilidades para los más pequeños que, si se trabaja de forma proactiva, pueden ahorrar muchos problemas más adelante. En este artículo analizaremos cómo los padres pueden ayudar a evitar la rivalidad entre hermanos.

Índice
  1. Consejos para evitar la rivalidad entre niños pequeños con el nuevo hermanito
    1. Acepta la llegada del nuevo miembro de la familia
    2. Proporciona igualdad de oportunidades a todos los niños
    3. Promueve el compartir
    4. Empodérate de la situación
    5. Proporciona ayuda extra a los niños mayores
    6. Requisitos para Evitar la Rivalidad entre los Hijos Pequeños
    7. Tiempo individual para cada hijo
  2. Conclusión

Consejos para evitar la rivalidad entre niños pequeños con el nuevo hermanito

Acepta la llegada del nuevo miembro de la familia

Aceptar la llegada de un nuevo miembro a la familia puede ayudar a evitar la rivalidad entre los hermanos. Al hacerlo, se le está dando a los niños pequeños la oportunidad de familiarizarse con su nuevo hermanito y comenzar a desarrollar un vínculo significativo. Es fundamental establecer «reglas de juego» establecidas de antemano, en los que cada miembro de la familia sea tratado con respeto. Además, asegúrate de que los niños pequeños entiendan que el recién nacido es un miembro más de la familia que merece el mismo respeto que todos los demás.

Proporciona igualdad de oportunidades a todos los niños

Es de suma importancia que los padres garanticen que sus hijos reciban un tratamiento justo y equitativo, incluso el recién nacido. Esto significa que el nuevo bebé no va a recibir tratamiento preferencial y que todos los niños tendrán iguales oportunidades de disfrutar de su tiempo de ocio, de recibir regalos y de recibir amor y atención. Siguiendo estas pautas, es más probable que cada uno de los niños sienta que es especial y que los padres les prestan una igualdad de atención.

Mira también:La siesta en los bebésLa siesta en los bebés

Promueve el compartir

Es importante que los padres fomenten el compartir entre los niños. Animarles a intercambiar juegos, juguetes y tiempo juntos los acercará a todas las edades. Los niños pequeños suelen necesitar una ayuda adicional para compartir, así que cuanto antes los padres ayuden a regular el comportamiento de sus hijos, más sencillo será evitar la rivalidad.

Empodérate de la situación

Es importante comprender que la rivalidad entre hermanos es algo completamente normal y que la mayoría de los niños pequeños lo experimentan alguna vez. Cuando los padres sepan cómo manejar la situación e intenten prevenirla, es más fácil para los hábitos de los hermanos cambiar en positivo. A los padres les ayudará prever mejor cómo manejar situaciones difíciles en el futuro.

Proporciona ayuda extra a los niños mayores

Muchos niños pequeños pueden sentirse amenazados por la llegada del nuevo hermano. Esto puede provocar muchas emociones y reacciones negativas, así que los padres deberían asegurarse de que los niños mayores comprendan que hay una manera mejor de actuar. Ofrécele ayuda a los niños mayores para que comprendan que si ayudan a los padres a cuidar del bebé, serán importantes para la familia. Además, anima a los hermanos mayores a jugar y divertirse con su hermano pequeño y ayúdalos a comprender que el comportamiento de su hermano puede no ser su intención sino que solo características de su edad.

Mira también:La higiene nasal en los bebésLa higiene nasal en los bebés

Requisitos para Evitar la Rivalidad entre los Hijos Pequeños

  • Aceptar la llegada del nuevo miembro de la familia.
  • Proporcionar igualdad de oportunidades a todos los niños.
  • Promover el compartir.
  • Empoderarse de la situación.
  • Proporcionar ayuda extra a los niños mayores.
  • Tiempo individual para cada hijo.

Tiempo individual para cada hijo

Es crucial que cada niño de la familia reciba respeto y amor para su desarrollo y crecimiento emocional. Esta relación íntima entre padres e hijos es necesaria para que los hijos se sientan importantes y especiales, especialmente cuando nace un bebé. Para evitar la rivalidad, también es importante que los padres inviertan tiempo de calidad individualmente con cada hijo, compartiendo historias, contando cuentos, escuchando lo que es importante para ellos, enseñando cosas, proporcionando orientación práctica, etc. Esto puede ayudar a los hermanos mayores a comprender que reciben el mismo amor y atención que el recién llegado.

Conclusión

La llegada de un nuevo hermanito puede traer una gran cantidad de emociones para los niños pequeños. Sin embargo, para garantizar una transición sin problemas durante el inicio de esta nueva etapa hay que prepararlos de antemano y tener paciencia para controlar la rivalidad que puede crecer entre ellos. De esta manera se fomenta el amor, la aceptación y el respeto de un hermano a otro con los mejores recursos para construir una relación duradera.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Niños pequeños y evitar la rivalidad con el nuevo hermanito puedes visitar la categoría Bebés.

Esto también te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Usamos cookies para mejorar la experiencia de usuario. Seleccione acepto para continuar navegando. Ver mas